Tu nombre: Comentario:
Tu mail:
 
Edición Nº 551 21 de July
Columnistas
El Seguro de Incendio (cuarta parte)
Por el Lic. Roberto Mecca

Continuaré en esta entrega con la consideración de otros items relacionados con la cobertura del seguro de incendio.

Medida de la prestación:

La  medida de la prestación es a prorrata, a excepción de los adicionales de responsabilidad civil hacia terceros y remoción de escombros o gastos de limpieza que son a primer riesgo absoluto.

El contenido de viviendas particulares, suele otorgarse también a primer riesgo absoluto.

Bienes con valor limitado:

Se limita hasta el porcentaje de la suma asegurada o al importe indicado en las condiciones particulares, (por lo general es un 10%)  la cobertura de cada una de las cosas que a continuación se especifican, salvo que constituyan una colección en cuyo caso la limitación se aplicará a ese conjunto: medallas, alhajas, cuadros, plata labrada, estatuas, armas, encajes, cachemires, tapices y en general cualesquiera cosas raras y preciosas, móviles o fijas y cualquier otro objeto artístico, científico o de colección de valor excepcional por su antigüedad o procedencia.

Bienes no asegurados:

Quedan excluidos del seguro, salvo pacto en contrario los siguientes bienes: moneda (papel o metálico), oro, plata y otros metales preciosos, perlas y piedras preciosas no engarzadas, manuscritos, documentos, papeles de comercio, títulos, acciones, bonos y otros valores mobiliarios, patrones, clisés, matrices, modelos y moldes, croquis, dibujos y planos técnicos, explosivos, vehículos que requieran licencia para circular y de los bienes asegurados específicamente con pólizas de otras ramas, con cobertura que comprenda el riesgo de incendio. 

Concepto de edificio y contenido:

Conocido es que se debe amparar por separado estos dos rubros. Para ello conviene recordar las definiciones que figuran en la póliza.

Concepto de edificio:

Se entiende por edificio o construcciones los adheridos al suelo en forma permanente.

Son instalaciones complementarias a los mismos: las instalaciones sanitarias, de aguas corrientes contra incendio, eléctricas para iluminación y acondicionamiento de ambientes, ascensores, montacargas, puentes grúas y aparatos fijos de izamiento, artefactos de baños, cocinas, calefones y termotanques, tableros de fuerza motriz o iluminación, etc.

Concepto de contenido:

Se entiende por “contenido” lo que precisamente está contenido dentro del edificio. Puede referirse a contenido general o específicamente a maquinarias, instalaciones, mercaderías, suministros, demás efectos, mobiliario o mejoras, según las siguientes definiciones:

Maquinaria: todo aparato o conjunto de aparatos que integren un proceso de elaboración, transformación y/o acondicionamiento vinculado a la actividad del asegurado.

Instalaciones: complementarias de los procesos o maquinarias o las correspondientes a los locales en que desarrolla su actividad el asegurado, exceptuando las de carácter permanente que resulten un complemento del edificio y sean de propiedad del dueño del edificio o de la construcción.

Mercaderías: materias primas, productos en elaboración o terminados correspondientes a establecimientos industriales o las que se hallen a la venta, exposición o depósito en establecimientos comerciales.

Suministros: materiales que sin integrar un producto posibilitan la realización del proceso de elaboración o de comercialización.

Demás efectos: útiles, herramientas, repuestos, accesorios y otros elementos no comprendidos en las definiciones anteriores que hagan a la actividad del asegurado.

Mobiliario: conjunto de cosas muebles que componen el ajuar de la casa particular del asegurado y las ropas, provisiones y demás efectos personales de éste y de sus familiares, invitados y domésticos.

Mejoras: Se entiende las modificaciones o agregados incorporados definitivamente por el asegurado al edificio o construcción de propiedad ajena.

Cabe recordar, como sugerencia, teniendo en cuenta que por lo general la tasa de prima de mercaderías y la de maquinarias suele ser la misma, la conveniencia de separar en dos artículos estos conceptos.

Por ejemplo, un artículo para maquinarias con su correspondiente suma asegurada y otro para las mercaderías, asignándoles también valor y no encuadrarlos solo en contenido general.

Teniendo en cuenta que es un seguro a prorrata en caso de un siniestro para determinar el valor a riesgo el liquidador actuante considerará solo el artículo del rubro afectado y no el total de existencias.

Además, se simplificará la tarea administrativa en caso de aumento o disminución de las sumas aseguradas.

Hasta la próxima.

suscribir