Su email: Comentario:
Mail de su amigo :
 
Edición Nº 619 25 de September
Productor de mi pueblo
Norma Beatriz Pérez
Colega P.A.S de la localidad de Victorica, provincia de La Pampa

Seguimos con esta sana costumbre de conversar con productores asesores de seguros de pequeñas localidades de nuestro hermoso país. Hoy es el turno de conocer a la colega Norma Beatriz Pérez, de la localidad de Victorica, en la provincia de La Pampa.

TdS: ¿Norma, sos oriunda de Victorica?

NP: Sí, es un orgullo para mí haber nacido en el primer pueblo de La Pampa,  fundado por el coronel  Ernesto Rodríguez  el 12 de febrero de 1882, quien le puso VICTORICA en homenaje al General Benjamín Victorica, ministro de guerra de la Nación en ese entonces. Nos encontramos al  Noroeste de  La Pampa, en el  corazón del caldenal, a 150 km de Santa Rosa, capital de la provincia y  somos aproximadamente unos 6.000 habitantes.

Hija de mamá (Tota) y papá (Higinio), ambos comerciantes que tenían su oficina en casa, donde se dedicaban a la gestoría del automotor y también vinculaban a sus clientes con abogado, contadores, agentes inmobiliarios, escribanos para darle asesoramiento. En ese ambiente me crié junto a mis dos hermanos, Gustavo y Gerardo.

TdS: ¿Cómo ingresaste a la actividad aseguradora?

NP: Comencé a trabajar con papeles en la administración, siendo muy joven a los 14 años, de, la mano de mi padre Higinio Pérez, quien  era empleado público y en sus horas libres, asesorado y avalado por contadores, abogados, escribanos y agentes inmobiliarios, trabajaba desde su casa ayudando a muchas personas  a realizar trámites, que en aquel entonces eran muy complicados, por sus formularios y por los tiempos que cada trámite en sí llevaba y también se dedicaba a gestionar tramites del automotor, rubro que me atrapó y al que me fui dedicando.

Cuando tuve la mayoría de edad pude inscribirme y ahí surgió  GESTORIA DEL AUTOMOTOR FORMULA UNO, nombre que aún tiene la oficina. Buscando alternativas para crecer, surgió anexar seguros de autos; mis inicios en la actividad aseguradora en el año 1990 si bien fueron positivos en cuanto a producción, no tuve buenas experiencias en cuanto a cumplimiento por parte de la gente organizadora y compañías con las que intenté trabajar, por lo que luego de 2  o 3 intentos fallidos y afectada moralmente,  decidí  no seguir con ese rubro, pero todo en esta vida si uno actúa bien, tiene una vueltita, y es así que al tiempo de no trabajar más con seguros, recibo la visita en mi oficina de un señor de Santa Rosa, que me ofrece trabajar atendiendo una cartera de unas 40 pólizas, al principio dude contándole las malas experiencias que había tenido y el miedo que me daba volver a empezar y sentirme defraudada, como respuesta recibí  optimismo puro, confianza, “ vos vas a poder” , “ yo voy a estar a tu lado para lo que necesites" y así arranqué…este señor era Alberto (Cacho) Durand a quien  le estoy  eternamente agradecida  por  haber confiado en mí y darme el puntapié que necesitaba para entrar a esta actividad maravillosa que es la de los seguros. Durand  representaba en ese entonces a La Previsión que al año y algo de haber ingresado paso a ser Mercantil andina.

Si bien como señalé ya había incursionado en la venta de seguros  diría que esas 40 pólizas fueron mi verdadero comienzo en esta actividad, porque empecé a capacitarme, asesorar y vender con confianza cada producto que ofrecía; no fueron tiempos fáciles, fui creciendo de a poco, pero con bases firmes… tiempo después vendría mi matricula y un día me di cuenta que mi anexo paso a ser mi actividad principal.

TdS: ¿Trabajás solamente en Victorica o tenés asegurados en otras localidades?

NP: Victorica es cabecera del departamento de Loventue, por lo que tenemos  asegurados en todos los pueblos vecinos y zonas aledañas, Telen; Loventue; Carro Quemado; Luan Toro; Santa Isabel, sur de San Luis; Arizona; Anchorena; por la proximidad al límite, y también en Santa Rosa. Obviamente nuestra mayor producción está  en Victorica.

Somos varios PAS en la localidad, nuestro lema fue siempre “EL SOL SALE PARA TODOS”; la competencia, cuando es leal, es positiva porque nos motiva a mejorarnos. En mi oficina cuento con dos de mis sobrinos que son Productores Asesores   matriculados en el año 2013, lo que me hace sentir una tía orgullosa. Cristian Gustavo Pérez Echegaray, mi primer sobrino, “mamó” esta actividad de bebito, lo llevaba a registros, bancos, oficinas, y como yo arrancó a trabajar a los 14 años y hoy es Gestor Mandatario matriculado encargado de la parte de trámites del automotor de la oficina y PAS; por su lado mi otro sobrino, Gerardo Emmanuel Pérez Echeveste, trabajó en la oficina y en la actualidad por razones de tiempos laborales aún no ha podido ejercer, ya llegara el momento. En la atención de siniestros nos colabora la pareja de Cristian, Myrna Lambrecht Vargas, y contamos con una cebadora de mates profesional (que ahora está sin trabajo por el COVID), mi mamá Tota  de 85 años.

Nuestra oficina es un proyecto que nació desde la familia y eso se lo trasladamos a nuestros clientes, que se sientan parte de esta gran pequeña familia que es Gestoría Fórmula Uno…nosotros tenemos la bendición de conocernos todos y poder hablar con cada uno “como en casa”.

Ser PAS es una profesión muy compleja pero gratificante, donde tiene mucho que ver la confianza, la honestidad, el estar ahí cuando te necesitan, el llevar soluciones y no sumar problemas, el ponernos en el lugar del cliente para poder ver cuáles son sus necesidades puntuales; es un ida y vuelta para lograr un acuerdo beneficioso entre las partes.

TdS: Contamos acerca de la realidad socio-económica de tu ciudad

NP: La implantación de pequeñas y medianas empresas PYMES ha impulsado el crecimiento de la actividad económica, y si bien como dije Victorica tiene unos 6000 habitantes, la amplia zona que abarca con pueblos vecinos y zonas rurales hace que el  sector comercial de la localidad tome un rol de centro comercial regional en plena expansión.

La mayor fuente de riqueza para Victorica fue, es y será la producción ganadera. Sus buenos campos permiten la aplicación de tecnologías aptas para aumentar la cría de ganado vacuno y obtener una de las mejores carnes del país.

Si bien Victorica fue fundada por militares, en nuestra zona ya existían los pueblos  originarios, los ranqueles. Cito como ejemplo a Leuvuco, paraje distante a 25 km donde había un asentamiento con más de 5000 nativos, el lugar es hoy un sitio de referencia histórica donde se encuentra el enterratorio del cacique Mariano Rosas.

La historia nos marca también un hecho muy importante como fue la Batalla de Cochico entre nativos y soldados, Victorica les rinde homenaje a ambas partes con dos monumentos en la plaza central. La región cuenta con una amplia hotelería, estancias turísticas y cotos de caza con habilitación nacional e internacional.

Otro de los hitos importantes de Victorica es nuestra Fiesta Nacional de la Ganadería, donde durante  9 días  se disfruta patio de comidas, artesanos, desfile de carrozas y emprendidos, show en vivo en la Plaza Héroes de Cochico y jineteada. Finalizado el espectáculo central disfrutamos de distintas peñas folklóricas donde se amanece cantando y bailando...Victorica y nuestro Oeste Pampeano tiene mucho para descubrir y conocer, los invitamos a que nos visiten cuando pase esta situación sanitaria.

TdS: ¿Y cómo es la conciencia aseguradora de la población?

NP: Desde mi inicio a la fecha ha habido un cambio muy importante en cuanto a la conciencia de los clientes. En mis principios era “poneme lo que me sirva para pasar la caminera o lo que pide la policía, o dame el más barato”,  o sea … RC contra terceros solamente; de un tiempo a esta parte  cambió por “¿qué cobertura me podes ofrecer?” y ahí es donde esta profesión toma magia, el poder asesorar y ayudar a que el cliente se vaya conforme con la decisión que ha tomado para cubrir su capital y saber que ante cualquier duda de la “letra chiquita”, o lo que sea, vamos a estar ahí para responderle. ¿Falta más concientización? Sí, mucha; hay mucho por hacer aun gracias a Dios.

TdS: ¿Se adaptaron tus asegurados a la póliza digital?

NP: De a poco nuestros asegurados y nosotros nos vamos adaptando. Lo tecnológico forma parte de la vida cotidiana y vino para quedarse; somos conscientes que para permanecer en la actividad debemos aceptar los cambios, la póliza digital es genial pero la gente la prefiere impresa y como no tienen impresora debemos imprimirla nosotros o solicitarla a las Cias.

También nos pasa que mucha gente no tiene correo electrónico o celular digital y se complica, de a poco vamos concientizando y ayudando a los clientes a manejar las aplicaciones y a los que no tienen otra opción se les imprime  y se les da soluciones. La oficina cuenta con email, celulares, teléfono fijo, Whatsapp, Facebook  e Instagram.

En este momento estamos trabajando con 4 compañías: Mercantil andina, Nativa, Antártida y La Perseverancia. Las principales ramas que trabajamos son Autos y Motos; Accidentes Personales; Combinados Familiares; Integrales de Comercio; Caución; RC espectadores y Transporte; para trabajar con todas las ramas las capacitaciones son muy importantes…soy de las que dicen que el saber no ocupa lugar y en algún momento te puede servir.

En cuanto a los siniestros, hay rachas. La mayoría son de autos, un par de ellos importantes; el estar entre dos rutas con mucha circulación de camiones nos ha ocasionado muchas roturas de  parabrisas y lunetas, pero estamos dentro de lo normal en siniestralidad.

TdS: Norma contamos cómo afecto la pandemia a tu cartera

NP: Lo primero que hice, cuando vimos venir la cuarentena, fue googlear, buscar cómo se manejaban en otras partes y encontré en España OFICINA VIRTUAL, por lo que me interioricé y adapté lo que teníamos a mano; nunca dejamos de trabajar , mis sobrinos desde sus  casas y yo desde la mía.

Tengo la suerte de tener la oficina pegada a mi casa, así que mucho teléfono, mensajes, audios, WhatsApp, mucho mensaje por Facebook, las puertas de entrada de la oficina llena de información con cartelería…tenemos la mayor parte de la producción por débito  o homebanking  así que el tema de los cobros de cuotas -al no haber medios o canales de pago- no fue un inconveniente para nosotros, y así fueron pasando los días, siempre acompañando junto con las compañías con las que trabajamos a nuestros asegurados.

Hemos estado al pié del cañón con cada situación que se presentaba, dándole al asegurado no solo la tranquilidad de tener su bien asegurado si no el cómo sobrellevar esta pandemia que vino a acelerar cambios que estaban previstos a futuro lejano.

Ya estamos en agosto…increíble cómo está pasando el tiempo, te diría que planificar para este año…nada, solo cuidarnos y  tratar de contener junto con las compañías a nuestros asegurados lo mejor posible hasta que esto pase y ya ir pensando en el 2021, en reinventarse, en ver qué hacer, qué incorporar…

Siempre algo surge, solo hay que buscar, nunca quedarse de brazos cruzados esperando a que nos caiga del cielo. Lamentablemente pertenecemos a la clase trabajadora, la que aporta, aporta y aporta, la que agacha la cabeza y le mete  para adelante, porque tenemos la dignidad del trabajo en nuestro ADN.

TdS: ¿Y cómo nos conociste?

NP: Conocí a “Tiempo de Seguros” a través de Facebook, porque como les contaba me gusta ver, leer e incursionar en grupos para conocer las realidades de otros colegas; he leído varios artículos que ustedes publicaron y, para uno del interior, es muy importante tener opciones para informarse de cómo se mueve el sector y conocer otras realidades.

Los felicito por cómo retratan las vivencias de quienes trabajamos en interior.


suscribir